0
Educación educacion inclusiva Reflexionando247

Recortes, Libre Escolarización, Masificación & Desatención de las Necesidades Educativas Especiales

Hablaba recién con la mamá de Alba, la amiga de mis peques, a quien conocéis por su blog Alba Nemalínica.

¿Sabéis cuál es el día D para las familias que escolarizan por primera vez o que solicitan cambio de centro en Madrid?. Sí, cuando publican las listas definitivas, con cientos de excluidos en primera opción.

Es un problema de todos. La libre elección de colegio es mentira. 

Hay muchas familias que irán a concertados habiendo elegido la pública. Y muchas otras que irán a un centro en otro barrio, o con un proyecto educativo diferente al que querían, o religioso buscando laico…o que sí irán al su primera opción pero en una clase masificada. Los recortes que nadie quiere pero la mayoría ha votado.

Recogen firmas contra el cierre de un aula de infantil en Puente de Vallecas (La Vanguardia)

En nuestro caso es aún peor si cabe.

Escolarizar peques con alguna diversidad funcional se hace cuesta arriba y casi siempre mal. 

Algunos dirán que tenemos suerte porque nos reservan dos plazas prioritarias por clase.

-No, señores y señoras. Eso es un engaño a la búsqueda de culpables por la inclusión de vuestros apellidos en la lista de No Admitidos.

  • Los alumnos y alumnas sin NEE (y yo escolarizando a mi pequeño normotípico) competís por 26 plazas, nosotros por 2. (el máximo admitido gracias a la mierda de la LOMCE son 28 = 25 más el 10%)
  • Las familias sin ACNEE podéis elegir centro por cercanía, religión, modelo educativo, tipo de jornada, público concertado o privado. Nosotros sólo podemos mirar entre los que cuentan con los apoyos mínimos (y siempre escasos) para que la escolarización de nuestros hijos no sea un auténtico fracaso. Queden donde queden, tengan el horario que tengan, profesen la religión que profesen, enseñen con la metodología que sea…

Y aún así, intentando elegir el mejor entre nuestras reducidas opciones, el colegio siempre será inadecuado.

Porque nuestros hijos no son “motóricos”, “auditivos” o “TEA”. Nuestros hijos tienen NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES. Que pueden requerir uno o múltiples apoyos. Y cuando la diversidad de su propia diversidad incluye necesidades de lenguaje, de atención, de fisioterapeutas, de enfermería…dónde los escolarizamos?

mi hijo sonriendo, de pie, con una mochila colgada en la espalda y una bolsa de merienda en las manos.

Estas etiquetas de colegios de integración preferente no son inclusivas, no ven a nuestros hijos en su totalidad. El sistema educativo nos obliga a encasillarlos en una tipología para escolarizarlos en centros ordinarios. Así, por el dictamen del EAT y basado en parte de sus diagnósticos mi hijo es “motórico”. Y allí que fue, a un colegio preferente a 8 kilómetros de nuestro hogar porque aquí no existen.

A un cole estupendo, con valores arraigados sobre la diversidad, con ascensores y rampas, con gimnasio de fisioterapia, con personal docente y no docente abocados a facilitar su paso por el colegio con sus dificultades motoras. Con personal de apoyo que le ayudará con la motricidad fina y gruesa, que le acompañará al subir las escaleras, que buscará el asiento más adecuado, que entenderá de dafos, espasticidad y dificultades en el control de esfínteres y/o la autonomía.

Pero que no podrán atender al resto de necesidades de mi hijo, el motórico.

Porque cuando hay una diversidad funcional, las necesidades son variables. Porque si encima esa diversidad tiene un origen neurológico (en nuestro caso ictus infantil, parálisis cerebral, hemiparesia) , cualquier neuropediatra podrá confirmar que eso tiene un precio (atención, lenguaje, epilepsia, conducta, entre otras comorbilidades o posibles afectaciones secundarias a la lesión ).

Porque hay muchos niños y niñas que tienen más de un diagnóstico o que aún no teniendo ninguno considerado como discapacidad, sus NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES no se limitan a un área específica. 

Estamos en unos años de recortes a la educación que dan vergüenza. Mientras los partidos políticos alzan banderas (y montan campañas) sobre las generaciones futuras, sobre el respeto, sobre los derechos ciudadanos… la educación es el eslabón perdido siendo la base de todo eso.

La recuperación económica ha llegado a la enseñanza concertada en España pero no a la escuela pública. Según datos publicados por el Ministerio de Educación y que hoy les cuenta la Cadena SER en el año 2015, el gasto público en colegios concertados alcanzó una cifra récord y superó la inversión que tenía antes de la crisis. Sin embargo, en ese mismo año, la enseñanza pública siguió sufriendo recortes y recibió 7.200 millones de euros menos que en el 2009, el año en que la tijera empezó a actuar. (Hoy por Hoy)

Leedme bien y repetid conmigo ➡ Vuestros recortes, mis inútiles corruptos injustos estimados empleados (vosotros los que os dedicáis a política, que yo también os pago el sueldo y os coloco en vuestros cargos), coartan la libertad, los derechos, la accesibilidad, la equidad, la calidad y la inclusión educativa.

No sólo quitáis aulas obligando a miles de niños y niñas a asistir a clases masificadas, sino que recortáis recursos para apoyos de compensación educativa, nos queréis vender la moto con vuestros colegios preferentes que no entienden de la amplia diversidad de las necesidades educativas especiales y hacéis slogans sobre la libre elección de colegio.

La estafa de la libre elección educativa (Soy La pública)

Sé que es una mancha más al tigre, que mentís a menudo y os creéis inmunes a nuestros votos. Pero no os engañéis, nuestra generación puede haber votado sin memoria ni cordura, pero la de nuestros hijos os verá en la fila del paro.

Estoy muy cansada y llevo sólo dos años de colegio.

Por momentos creo que encontraré el colegio perfecto o que podremos transformar el nuestro y mi hijo tendrá la atención que le corresponde por derecho, compartiendo centro con su hermano. Pero me despierto oyendo en mi cabeza el eco de  motórico, tea, auditivo, motórico, tea, auditivo, motórico, tea, auditivo...

¡Que no! Que mi hijo tiene SUS propias Necesidades Educativas y debería poder asistir a al colegio que quiera con la seguridad de que las cubrirán todas y cada una de ellas. Igual que Alba y Juan y David y Carlota y todos los niños y niñas con NEE.

Tener que elegir si es más motórico que otra cosa, es relegar en una etiqueta el éxito académico y la felicidad diaria de un niño que puede, debe y quiere ir a un colegio público, ordinario, equitativo, inclusivo y de calidad.

Estoy indignada con vosotros (políticos y políticas) por ponernos la educación tan difícil, tan absurda, tan excluyente. Asombrada por la apatía y egoísmo de quienes os votaron.

Estoy aturdida pensando en cuánto del alumnado de colegios especiales podría asistir (y sería más beneficioso para su desarrollo) a centros ordinarios y no lo hace por falta de apoyos y atención real a la diversidad.

No sé cómo lo haremos, pero hay mucho por lo que luchar en educación: por la calidad, las ratios, la libre elección real, etc. Y en el caso de familias atípicas como la mía y la de Ana, la madre de Alba, conseguir una educación que atienda a la diversidad de forma completa.

Ana cuando charlábamos tenía razón: nos acabaremos uniendo en una plataforma por NEE y acabaremos con las etiquetas patológicas, para luchar por una escolarización que atienda a esas necesidades y no a sus diagnósticos. Porque cada persona es un mundo, nuestros hijos lo son, y haremos que se respete su derecho a la educación sin clasificarlos cuál mercancía  y con todos los apoyos que requieran.

-Marche una de PT, con ración de AL, acompañada por Fisioterapeuta, una pizca de enfermería, cercanía al domicilio y accesibilidad universal. De postre un proyecto educativo equitativo, respetuoso e inclusivo!. La cuenta ya está pagada, camarero, que ayer hice la Renta.

¿Os sumáis? 

¿Me contáis la diversidad de vuestros hijos o hijas, el tipo de escolarización elegida y las carencias/suficiencias que encontráis en su educación? 

¡Nos leemos!

Logo Criando 24/7

Tus comentarios nutren mi Blog y siempre respondo. ¡Anímate a escribirme!

Si mi post te ha sido de utilidad, puedes invitarme a un café y ayudarme a seguir dedicando tanto tiempo a mis publicaciones 😊


Tienda Amazon Criando 24/7
Haz clic y descubre mi Tienda Solidaria en Amazon

Booking.com SHEIN Many GEOs

Fotos e imágenes propias, cedidas y Freepik. En calidad de Afiliado de Amazon, obtengo ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables, con las que financio mi Proyecto solidario. Puedes saber más haciendo clic aquí.

8 Comentarios

  • Respuesta Vanesa Pérez Padilla junio 7, 2017 en 10:45 am

    ¿Y qué te voy a contar? Que no pudimos escolarizarlo en ordinaria por falta de apoyos, aún cuando nos concedieron centro y este estaba de acuerdo y volcado. Que el centro de EE que nos tocaba estaba tan masificado, tan mal comunicado que al final tuvimos que pedir plaza en uno en otro municipio, sí, concertado. Que ´si, que el colegio es fantástico pero hemos visto privado a mi hijo de nuestra elección: el compartir espacio y oportunidades de desarrollo con niños neurotípicos en nuestra ciudad.Esos recortes, esa falta de profesionales de recursos…no la entiendo ni la entenderé nunca. Lo que invirtamos en los niños de hoy serán recursos que ahorraremos el día de mañana y parece ser que a nadie le entra en la cabeza….UN beso amiga

  • Respuesta Liena Cid Navia febrero 9, 2020 en 2:07 pm

    Hola. soy mamá de un niño TEA con DI escolarizado en ordinario y llevo años peleando porque no tienen los recursos suficientes y nos han querido echar de allí. Su dictamen es de NE con apoyos, con lo cual, no te lo puedes llevar a un colegio especial ni a un aula TEA, sobre todo, porque los beneficios de la inclusión y de la interacción con niños neurotípicos son muy buenos para él. ¿Y a dónde llevarle? ¿Existe ese lugar ordinario inclusivo? Vivo en Madrid y también tengo un blog por lo mismo, buscando compartir mi experiencia, que le valga a alguien, encontrar personas en situaciones similares. Me encantaría conectar contigo y con familias que estén en esta lucha.

    • Respuesta Criando 24/7 febrero 9, 2020 en 5:31 pm

      Hola Liena! Llevo a los buscando el cole perfecto (inclusivo real, con proyecto educativo estable, claustro empatico, de educación ordinaria y en principio público aunque he mirado concertados y privados). De momento no lo encuentro y me quedo en el nuestro, que tiene muchas ventajas pero algunas dificultades que para mí son importantes de resolver. Estoy en el Consejo escolar y trato de ser lo más proactiva posible, pero los cambios son lentos y a veces con muchos obstáculos. Si quieres escríbeme a criando247@gmail.com y nos ponemos en contacto directo para intentar encontrar una solución. Juntos es más fácil . Ahora me paso por tu blog. Un abrazo

  • Respuesta LRM abril 10, 2021 en 10:47 am

    Cómo me indigna, duele, cabrea y ASUSTA este tema…

    Mii hijo también tiene PCI (con bastante autonomía motora por suerte pero con sus necesidades obviamente), al pasar al cole nos dijeron que sí o sí tenía que ser un cole motórico. Somos de Madrid y donde vivimos tenemos la suerte de tener dos coles motóricos, fuimos a verlos y tanto mi marido como yo nos decantamos rápidamente por uno de ellos, pero no conseguimos plaza en ese (resulta que todos los niños NEE computan igual, lo cual está muy bien en parte porque todos tenemos que tener derecho a elegir, pero que se quede fuera un niño puro motorico por detrás de otros niños que tienen NEE pero no tan específicas del motorico yo lo veo un poco fuerte, y lo que dices en el blog… Solo tienes disponibles dos plazas, 2!), Así que nos mandaron al otro cole.

    En ese cole hemos estado bien porque tenía todos sus apoyos específicos, y siempre nos trataron genial, pero no cubría otras necesidades que también son muy importantes. Estaba lejos, y mi hijo no tenía a sus amigos cerca para jugar con ellos cuando salíamos al parque (yo podía coger el coche obviamente, pero no es viable cuando tu día a día es una vorágine de médicos, terapias, trabajo….) , Pero lo peor es que no era un cole que integrase a la familia, había muy poca comunicación, no podíamos participar en actividades en el cole, no nos contaban durante el curso nada sobre cómo iba el niño… Teníamos tutorías (una trimestral mínimo más lo que hiciera falta y ellas eran muy cercanas) pero fuera de ahí nada. Es un poco desesperante dejar a tu hijo en la ruta y que te lo devuelvan otra vez en ruta sin saber nada de nada de cómo ha ido el día, qué han hecho, cómo va….

    Siempre tuve esa espinita de no haber podido elegir el cole y el sistema educativo que más nos cuadrase como padres, siempre me dio pena que mi hijo no se encontrara con sus amigos al salir, y me indignaba la poca comunicación que había… Así que después de muchas muchas noches sin dormir, de darle MIL vueltas, de hablar con el orientador, el del SAE, sus terapeutas, profes, directores, AMPAS, familia, amigos, amigas maestras que hablaron con amigos maestros buscando referencias, etc etc decidimos cambiarle a un cole no motorico (es decir, sin fisio, enfermera ni técnico III) más cerca de casa, con un proyecto educativo que nos encantó y creíamos que le podía ir muy bien al niño, y que prometía mucha participación de la familia en la escuela. Fue un salto a la piscina, pero fue un salto muy meditado y lo hicimos pensando que sería bueno para él.

    Bien, pues después de dos trimestres todavía dudo si tenía agua esa piscina (y escribo esto casi llorando por esa rabia, indignación y miedo que decía antes). El proyecto educativo me sigue gustando (aunque no es tan bonito como lo pintaban) y es cierto que estamos cerca de casa…. Pero hay un pero, un pero muy grande, y es que vuelvo a encontrarme con que no hay comunicación, tenemos un mail para escribir, y contestan rápido incluso fuera de horario, pero solo escriben si nosotros preguntamos, no hay comunicación bidireccional… Yo esperaría por parte del cole que si ven que se está descolgando me lo cuenten y me digan qué podemos hacer en casa, que si hay que hacer una adaptación curricular significativa me la expliquen, espero pautas por su parte para yo poder ayudar al niño porque siento que se me va de las manos y les he pedido ayuda de todas las formas posibles. Y no solo no he tenido eso, sino que al yo solicitar esa información me he encontrado con una respuesta a la defensiva, que no solo no me ha ayudado ni tranquilizado, sino que además me ha hecho sentir mucho mucho peor. Resulta que estamos en un cole en el que dicen que ven necesario trabajar de la mano con los padres (esto es como lo de la inclusión, al final son palabras vacías que se dicen porque hay que decirlas pero todos sabemos que no son reales), pero que al final hacen lo mismo, o peor…. porque estos tienen pautadas solo dos en vez de tres reuniones trimestrales al año por ej. Asi que no sé si estoy en Malagón , pero al menos en otro Málaga creo que sí ☹️.

    Estoy muy muy DECEPCIONADA con el sistema educativo. Entiendo que en los colegios hacen lo que pueden con los recursos que tienen, pero no podemos sufrirlo las familias, y mucho menos los niñ@s!!

    • Respuesta Criando 24/7 abril 11, 2021 en 8:58 am

      Qué importante lo que dices, Laetitia! Es clave que familias y personal del colegio trabajemos en equipo para el bienestar de todo el alumnado. Por otro lado, en los coles específicos (motóricos, auditivos, TEA), se supone que de las 2 plazas de NEE por clase, sí se deben priorizar las solicitudes del alumnado con diagnóstico afín a la especificidad del centro. Es decir, que si en un cole preferente motóricos se apuntan 4 peques a la misma clase, pero 1 tiene discapacidad motora, y los otros tienen otro tipo de NEE, el primero tendrá su plaza asegurada por sobre los otros 3, que lucharán por la plaza restante. Al menos así es como debería ser (y como funciona hasta donde yo conozco). Un abrazo fuerte

      • Respuesta Leticia abril 11, 2021 en 12:52 pm

        Si, un par de años después supe que mi hijo tendría que haber tenido preferencia sobre el resto de niños no motoricos puros (es evidente que no me informaron bien en el SAE), pero ya poco podía hacer estando esas plazas ocupadas, no iba a hacer que salieran esos niños del cole y yo tenía plaza en otro motorico . Ha sido todo una cadena de circunstancias y fallos (puede que por saturación o falta de medios pero fallos ) que a quien afecta es a mí hijo…. Y en conjunto hace que esté muy decepcionada y preocupada la verdad. Nos tocará seguir luchando como siempre, pero qué te voy a contar no??. Un abrazo!

  • Respuesta Mónica abril 10, 2021 en 11:56 am

    Bueno y ya qué decir si vives en un pueblo. Mi peque hubiera empezado este curso el cole pero es paciente de riesgo y como infantil no es obligatorio preferimos esperar. Nuestra intención inicial era la de escolarizarla en ordinario pero al final ves tantas cosas que no sabes qué opción será mejor. Ves docentes que son una maravilla, que se implican, que trabajan con los niños que da gusto. Pero, por otro lado, tienes profesionales que ven en estos niños con diversidad funcional un estorbo, alguien que le da más trabajo en su aula masificada y que ponen como excusa “es que no me da tiempo a atender a este/a niño/a” para no atenderle en nada. Hay docentes que no están preparados y que tampoco quieren y ni les interesa hacerlo. Y, dentro del seno escolar, he llegado a escuchar perlas como “El grupo al que le toca un niño con necesidades especiales necesita también respirar y descansar porque estos niños para ellos también son una carga”; “Pues a mi hij@ le puede tocar con tal niñ@ que repite este año y, claro, verás tú qué primaria le espera. Le va a estropear toda la etapa.”… A eso le sumas la falta de actitudes inclusivas tanto por parte del alumnado como de las familias y la incomprensión social ante tu situación. Soy docente y, a menudo, da igual lo bueno que seas haciendo tu trabajo y lo que te impliques con todos tus alumnos, al final recibo críticas por parte de las familias porque falto mucho al centro (cómo no voy a faltar con las necesidades de mi hija con la que tenemos mínimo una consulta semanal). Por otra parte, el único centro de Educación Especial que hay por la zona nos coge a media hora de nuestra vivienda, por una carretera que tampoco es una maravilla y exponer a mi pequeña a viajar toooda la semana pues tampoco me parece una buena opción. Total, resumiendo, que la escolarización de nuestra hija se nos está haciendo un mundo porque ninguna opción que contemplamos se ajusta a lo que ella necesita.

    • Respuesta Criando 24/7 abril 11, 2021 en 8:54 am

      En los pueblos todo se complica más…aunque en algunos casos si los coles son de ratio bajita (por la población), ya habría bastante ganado. En cualquier caso, y después de 8 años escolarizando a mis hijos, estoy convencida que la inclusión sólo es posible con voluntad, ganas y empatía. Da igual que tengan más recursos en algunos coles, si la filosofía del equipo directivo y el claustro no va en esa línea, será tan fracaso como ir a un centro sin apoyos. Y en todos los casos, se vulneran los derechos de nuestros hijos e hijas, que deberían poder ir al colegios que se doten con los recursos materiales y humanos necesarios para el alumnado de cada curso. Un abrazo fuerte

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos
    Responsable: Geraldine Litmanovich Mazal + info
    Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info
    Legitimación:: Consentimiento del interesado. + info
    Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.
    Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info
    Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web criando247.com+ info